15 mayo, 2006

Libros: La Sala del Crimen . P.D. James

Siento debilidad por esta dama de la Novela Negra. Me encanta Dalgliesh, su detective que además publica poesía refinada y exquisita. Me interesan los casos que construye, pero me gusta especialmente cómo le duelen a Dalgliesh y como este vive con elegancia sus relaciones y contradicciones. Creo que uno de los ejes de la obra de esta autora es el silencio; Cómo lo que callamos dice más que lo que hablamos.

En La Sala del Crimen el presunto asesinado es un psiquiatra con relaciones familiares y de herencias muy complejas (Quién cura al médico?). Dalgiesh se entrevista con la secretaria y amante del psiquiatra:

"(...) No había tiempo. Cuando al fin conseguíamos pasar una tarde juntos, lo único que él quería en realidad era comer, hacer el amor, dormir...No deseaba recordar, sólo encontrar alivio. Al menos yo podía darle eso. Después de hacer el amor solía pensar que cualquier mujer habría podido darle lo mismo. Allí tumbada me sentía más lejos de él que en la consulta tomando sus dictados o hablando de sus pacientes de la semana. Cuando amas a alguien te mueres por satisfacer todas y cada una de las necesidades de ese alguien, pero no puedes, no es cierto? Nadie puede. Sólo estamos en condiciones de dar lo que la otra persona está dispuesta a aceptar.Lo siento, no se por qué le cuento todo esto"

Yo encuentro este monólogo de una finura tremenda....y es sólo una muestra.

2 comentarios:

Eska dijo...

Yo también la he leído. Mi madre tiene un montón de libros de ella por casa! :p

Veva dijo...

jajajajaja!